¿Desautorización de Enlaces?: qué es, cuándo y cómo hacerlo

Desautorización de Enlaces

La calidad de los enlaces que apuntan hacia tu sitio web desempeña un papel crucial en tu clasificación en los motores de búsqueda.

Sin embargo, no todos los enlaces son beneficiosos, ya que existen algunos que pueden incluso perjudicar tu visibilidad online. En este contexto, la desautorización de enlaces emerge como una herramienta estratégica para mantener la salud de tu perfil de enlaces.

Para realizar esta tarea con más bases, es ideal que sepas que es la desautorización de enlaces, cuándo debes considerarla y cómo llevar a cabo este proceso, aunque si no es lo tuyo, siempre dispones de la opción de contratar agencias de outreach y link building para que hagan esto por ti, además de ayudarte con la creación de backlinks de excelente calidad.

¿Qué es la desautorización de enlaces?

La desautorización de enlaces es un procedimiento mediante el cual un propietario de un sitio web solicita a los motores de búsqueda que ignoren ciertos enlaces entrantes.

Esto se hace a través de la presentación de un archivo llamado «archivo de desautorización de enlaces», que contiene una lista de enlaces que el propietario del sitio desea que se excluyan de la evaluación de los motores de búsqueda.

La intención de ello es que esos enlaces de mala calidad, perjudiciales o tóxicos, no sigan restando al proyecto que se está llevando a cabo desde el sitio web en cuestión.

¿Cuándo debes desautorizar un backlink?

Decidir desautorizar un enlace no es una tarea trivial y debe hacerse con cuidado, porque de hacerlo mal, puede que estés retirando enlaces que en realidad te son de utilidad. Aquí hay algunos factores clave que podrían indicar que es hora de desautorizar un backlink:

  • Enlaces tóxicos. Si descubres enlaces provenientes de sitios con reputación dudosa, contenido spam o actividades fraudulentas, es aconsejable considerar la desautorización lo más pronto que sea posible, porque claramente esto va a ensuciar.
  • Penalizaciones de Google. Si tu sitio ha sido penalizado por Google y sospechas que enlaces de baja calidad pueden ser la causa, la desautorización podría ser una medida preventiva que te sea útil para subir en los resultados.
  • Caída en el tráfico. Una disminución significativa en el tráfico orgánico podría estar vinculada a la presencia de enlaces perjudiciales. Realiza un análisis detallado para identificar posibles candidatos a la desautorización.
  • Cambios en el algoritmo. Ante actualizaciones importantes de algoritmos, algunos enlaces que antes eran beneficiosos podrían convertirse en perjudiciales. Mantente informado sobre los cambios y ajusta tu estrategia de enlaces en consecuencia.
  • Competencia malintencionada. Si sospechas que un competidor está creando enlaces de baja calidad hacia tu sitio con el objetivo de perjudicarte, la desautorización puede ser una respuesta necesaria para que no cumplan su objetivo.

¿Cómo se ejecuta este proceso?

La desautorización de enlaces implica seguir una serie de pasos que garantizan una ejecución efectiva. Aquí te dejamos una guía básica por si quieres hacerlo por ti mismo, pues como decíamos al principio, también puedes contar con expertos para ello:

  • Identificación de enlaces. Utiliza herramientas como Google Search Console, Moz o Ahrefs para identificar enlaces potencialmente perjudiciales, y una vez detectados aquellos que creas, míralos bien por el tiempo que haga falta.
  • Creación del archivo de desautorización. Lo siguiente por hacer es simplemente crear un archivo de texto con el formato adecuado que contenga los enlaces que deseas desautorizar, sea uno, decenas o incluso cientos de ellos.
  • Subida del archivo. Accede a tu cuenta de Google Search Console, selecciona tu propiedad y dirígete a «Configuración de Enlaces». Sube el archivo de desautorización para que empiece a hacerse efectivo dicho proceso para bien.
  • Monitorización continua. Después de desautorizar los enlaces, monitorea regularmente tu perfil de enlaces para asegurarte de que no surjan nuevos problemas, sobre todo si estás en medio de un ataque de la competencia.

Es claro entonces que la desautorización de enlaces es una práctica esencial en la gestión proactiva del SEO. Con un enfoque estratégico y cuidadoso, puedes mantener un perfil de enlaces saludable y fortalecer la posición de tu sitio web en los motores de búsqueda.